Seguidores

martes, 12 de junio de 2018

Bizcochos de leche condensada



Para dos bizcochos (o queques, ¡o budines!  Es lo mismo) 
El bizcocho de la foto está rellenado con pedacitos de chocolate.

100 gramos de mantequilla (manteca, para el Río de la Plata y alrededores)
1 tarro de leche condensada de 397 gramos (¿Por qué no lo hacen de 400? digo yo....)
4 claras
300 gramos
4 cucharaditas de polvos de hornear

Precalentar el horno a 180ºC

Batir los 100 gramos de mantequilla, agregar el tarro de leche condensada y luego las cuatro claras una a una.  Luego los 300 gramos de harina con las cuatro cucharaditas de polvos de hornear.

Se divide en dos partes la masa para hacer dos queques diferentes. A uno se le agrega media manzana picada y canela al otro ralladura de un limón más el jugo de medio limón o si se quiere ralladura de chocolate cobertura a gusto con un chorrito de vainilla.

Hornear 35 minutos a 180ºC


miércoles, 23 de mayo de 2018

Galletas de Nutella






Pero primero haremos nuestra propia nutella, para lo que debemos contar con una trituradora o robot de cocina donde moler las nueces que ocuparemos. Una buena licuadora también puede servir.

Para una taza de nutella trituramos:

1 taza de anacardos -casrañas de cajú + 1/2 taza de avellanas
1/2 taza de azúcar (yo uso 1 taza de tagatosa)
1/2 taza de agua filtrada.

En cuanto a la cantidad de agua, puedes necesitar un poco más si quieres la pasta más o menos viscosa. Como no tiene conservantes, esta nutella no debe guardarse más allá de una semana, por lo que conviene hacer pequeñas cantidades.

Ahora vamos a nuestras galletas:

1/2 taza de harina de arroz

1 taza de harina de avena

1 taza de harina de almendras

1 cucharada de goma xanthan

1 taza de nutella

2 huevos (o su equivalente en "huevos veganos" = 2 cucharadas de chía hidratada 20 minutos en 100 ml de agua)

1 cucharada de royal

1 taza de nueces partidas

Precalentar el horno a 189ºC. Mezclar bien todos los ingredientes en una amasadora o manualmente sobre la mesada de la cocina. Estirar dejando la masa de un centímetro de alto. Cortar con molde para galletas y poner sobre la bandeja del horno enmantequillada o sobre hoja de silicona. Hornear por 30 mins a 180 grados

miércoles, 25 de abril de 2018

Pan Pita

Si me vienes leyendo desde hace tiempo, te darás cuenta de que mi manera de cocinar ha cambiado. He ido incorporando ingredientes que me parecen atractivos, he sacado otros, cada vez menos grasas animales, cada vez más vegetales, pero lo que siempre voy a mantener son los ingredientes de buena calidad, lo más naturales y frescos posibles, ojalá comprados al productor o a pequeños comerciantes, conociendo el origen y proceso de producción,  jamás procesados, nunca en latas o frascos, salvo que yo misma los haya preparado. Lo que puedo lo cultivo en casa, es verdad, vivo en el campo, pero aún en un departamento en la ciudad te puedes armar tu pequeña huerta de cocina, donde dispongas de tu propio orégano, tu laurel, tu tomillo, estragón, y luego tus tomates y lechugas. Notarás la diferencia y tu familia también.

 La idea de mi cocina es hacer todo desde cero. No quiero imponerle esto a nadie, no quiero convencer a nadie de que mi manera de cocinar sea mejor que otras, sólo que he llegado al convencimiento de que es mejor para mi salud y la  de mi familia y si alguien encuentra aquí ideas que le sean útiles, eso ya es suficiente para mi.

Entonces, cada mañana enfrentada al reto del desayuno rico y saludable trato de hacer  algo nuevo, o algo viejo pero renovado. Hoy tenía un resto de masa que hice ayer para unos pancitos rápidos, Los estiré con el uslero y los tosté en la sartén.

Ingredientes para la masa  / rinde : 5 a 6 porciones dependiendo del tamaño que les des.

1 taza de harina de la que prefieras, en este caso, usé harina común
1 chorrito de aceite de oliva
1 cucharadita de sal
Agua (cantidad necesaria)

Ponemos la harina con la sal en la mesa, cubrimos con el aceite y vamos agregando agua hasta obtener una masa maleable. Dejamos descansar una media hora, y luego cortamos trozos del tamaño de un huevo y los estiramos con el uslero dando forma redondeada.

Tendremos la sartén muy caliente (sin aceite) y los iremos poniendo, de uno e uno, un minuto por lado. O hasta que los veamos tostados como nos gusten. Vamos guardando tapados con un paño para que lleguen calientes a la mesa.

lunes, 12 de febrero de 2018

Galletón de avena vegano

Después de muchas pruebas he llegado a esta nueva receta que realmente me ha dejado muy satisfecha.¡ Espero que les guste!

Para 12 galletones

1 taza de harina de nueces (puedes usar otra harina integral, de almendras, etc.)
1 1/2 taza de avena entera orgánica
1/2 taza de azúcar moreno (u otra de tu preferencia)
1/2 taza de aceite de coco (oliva, coco, maravilla, el que prefieras)
2 cucharadas de chía remojadas en agua tibia por media hora (o más)
dos  cucharadas de agua
ralladura de una naranja
1 cucharadita de canela en polvo
cucharadita de clavos de olor en polvo
1 cucharadita de polvos de hornear (tipo Royal)
1/2 taza de cranberries

Preparación

Mezclar todo muy bien en un bowl, con cuchara de palo y luego con las manos. Si está muy seco podemos agregar un poco más de agua, la masa debe quedar más suave que una masa común de galletas.

En una lámina para horno ponermos montoncitos como pelotas y los aplastamos con la mano para darle forma. Llevamos al horno a 180ºC por 25 mins.

No olvidar que el tiempo de horno es relativo, dependiendo del horno y de nuestros gustos, hay que estar muy atentos, cuando se ven consistentes y si al levantarlas se ven tostadas por debajo ya es hora de sacarlas.


jueves, 1 de febrero de 2018

Kimchi

Esta receta la he adaptado de www.minimalistbaker.com, un blog con muchas delicias y que vale la pena visitar, se los recomiendo altamente.

Cuando probé por primera vez el kimchi, quedé fascinada. Es una mezcla muy fuerte de sabores, se puede comer como acompañamiento de casi cualquier cosa, los coreanos lo consumen diariamente, pues contiene probióticos que son tan beneficiosos para nuestro organismo.

El kimchee suele llevar una salsa de pescado para iniciar el proceso de fermentación, pero yo he encontrado esta salsa vegan que me acomoda mucho más y puedo preparar yo misma en casa.

Ingredientes

1 cabeza de repollo crespo
sal de mar

Salsa de pescado versión vegana

1 cucharadas de salsa de soya sin gluten
2 cucharadas de azúcar o más si se quiere
1/4 taza de jugo de una lata de piña
1/4 taza de agua tibia

Salsa

3 cucharadas de jengibre fresco pelado y picado
1 cabeza de ajo también picado y pelado
1 cebolla pequeña picada y pelada
1/2 taza de copos de chile coreano ( yo aquí en Chile uso merkén y queda perfecto)

otros vegetales (estos son opcionales)

Pak choi, diez o doce
2 manzanas verdes en láminas finas
bastones de pepino
bastones zanahoria
cebollas

Se recomienda trabajar con guantes de goma por que la mezcla es muy fuerte y picante.

1.Lo principal es la limpieza de los utensilios y superficie donde trabajaremos para no contaminar la preparació y así evitar la entrada de bacterias malas en nuestro kimchi en el proceso de fermentación.
2. Primero cortamos el repollo en cuartos, lavamos bien y remojamos en agua toda la noche. Esto es para que las hojas se permeen a la entrada de las salsas
3. En la mañana sacar los cuartos de repollo, secar bien y poner sal entre las hojas de manera cuidadosa. Levantado cada hoja para que todas queden impregnadas. Dejamos descansar por media hora y vamos preparando la salsa de pescado vegana
4. Poner todos los ingredientes para la salsa en una fuente, revolver.
5. Preparar la otra salsa. Poner los vegetales en una procesadora, moler bien, agregar la salsa de pescado vegana y mezclar bien. Reservar.
6. Cada media hora dar vuelta las hojas CUATRO VECES.
7.Lavar bien las hojas en agua fría para sacar el exceso de sal. Secar con papel.
8. En una fuente de cerámica poner capas de repollo y la salsa intercalando los otros vegetales que queramos agregar.
9. Presionar con un peso para que no entre aire y guardar tapado en un sitio oscuro y fresco.
10. Dejar fermentar máximo al aire libre máximo 48 horas y luego pasar al refrigerador para una semana más, máximo 21 días. Aunque esto es referencial pues dependerá de nuestro gusto. Pero 21 días me parece un tiempo suficiente para ya empezar a consumir.
11. Envasar en frascos más pequeños que podremos ir abriendo de a uno o dejar algunos para regalar.

martes, 23 de enero de 2018

Mermeladas sin azúcar

Estas mermeladas son super fáciles de hacer.  En vez del azúcar usaremos tagatosa, con lo cual nos libramos de las calorías de aquella. No es apta para diabéticos, puesto que la fruta tiene alto contenido de fruta, pero si quieres darte un gustito sin tanta culpa, aquí puedes encontrar una solución. A mi me son muy agradables al paladar, ya que la tagatosa no tiene ese regusto metálico de otros endulzantes.

Proporciones

Por cada kilo de fruta se usa medio kilo de tagatosa.

Preparación

Poner la fruta limpia en una olla y llevar a hervir, en ese momento bajar el fuego y cocinar hasta que veamos que a empezado a tomar un aspecto más denso, esto es una media hora o 45 minutos. En ese momento agregamos la tagatosa revolviendo para que se incorpore bien y retiramos del calor. Envasamos, estando todavía caliente y  como siempre en frascos esterilizados.